fbpx
Gadgets Reviews Tecnología

Review Sony Reader PRS-505

La tecnología avanza y nada la puede detener. Los Picapiedras leían en bloques de granito, los egipcios en papiro, los señores feudales en pergamino, nuestros tatarabuelos en papel hecho y derecho y hoy la fiebre de reemplazar todo con una pantalla hace que nosotros ya tengamos disponibles dispositivos electrónicos diseñados con el único propósito de leer texto.  Claro, me dirán que existen los computadores, notebook y PDA, pero desde el año 1998 que también hay disponibles unos aparatos que sirven única y exclusivamente como lectores de texto. Sony ha sido uno de los que hace tiempo participa en este rubro, y ha reemplazado uno su exitoso modelo PRS-500 (que descontinuó) por el PRS-505. Hoy le daremos un vistazo a las características de este nuevo modelo aquí, en MadBoxpc.com.

Hace cuatro años Sony se lanzó a la aventura de los lectores de libros electrónicos con su modelo LIBRIé, el cual estuvo disponible exclusivamente para el mercado japonés. Este aparato fue el primer producto comercial que desplegaba imágenes mediante la tecnología del “papel electrónico” (e-paper, del que les hablaremos con un poco más de profundidad en unas líneas más), y fue sucedido por el ya mencionado PRS-500 que estaba destinado a salir del mercado japonés para distribuirse mundialmente. La tecnología E-paper (de la que se vieron los primeros intentos allá por los lejanos 70) fue desarrollada por E-Ink Corp y cuenta con una resolución de 166 dpi y 8 niveles de gris. Además de eso, a diferencia de una pantalla LCD convencional puede ser visto a plena luz del sol, y no requiere energía mantener la imagen mostrada en pantalla. Una desventaja que tiene es que debido a que no usa Backlight, es dificultoso leer con baja luminosidad (al igual que lo que ocurre con un libro convencional).

El PRS-500 fue muy bien recibido por la crítica especializada e incluso ganó muchos premios de innovación. Pero como toda primera generación, tenía ciertos defectos que fueron revisados. Y es por eso que se lanzó el PRS-500 que hoy tenemos en nuestros laboratorios.

Un poco sobre el e-paper

El e-paper es un sistema de visualización de contenido digital sobre una superficie que simula el papel y la tinta. Visualmente la experiencia es más parecida a leer un libro de papel que una pantalla LCD. Los primeros intentos fueron realizados por Xerox en 1970. Actualmente, existen diversas técnicas en la actualidad para generar la visualización:

La técnica más popular es la “electroforética”: pequeñas esferas bipolares, que rotan libremente entre el estado negativo (blanco) y el positivo (negro). Para efectuar este cambio se aplica un pulso que modifica la disposición de acuerdo a lo que queremos mostrar. Lo interesante es que no requiere energía para mantener la imagen y la legibilidad es muy superior a la de otro tipo de pantallas.

Otro sistema está basado en la teoría de dipolo al igual que la anterior, pero está construida en base a dos placas que generan cargas y un centro líquido con partículas blancas y negras lo que permite crear distintos tonos de gris. Al activarse la rejilla con la información, atrae las partículas negras y blancas en distinta concentración.

Hoy en día los esfuerzos de las áreas de R&D están en trabajar con colores y mejorar la flexibilidad. Por el momento no se han logrado reproducir imágenes en movimiento.

SONY PRS-505

La verdad es que el precio que tienen aparatos como éste hacen que sea poco probable que a uno se le ocurra comprarlos de buenas a primeras. Claro, podemos leer en el notebook o la PDA, ¿porqué necesitaríamos un dispositivo dedicado sólo a leer libros electrónicos? La respuesta es sencilla: al ser un aparato diseñado exclusivamente para este propósito, muchas de las “falencias” que dispositivos de uso general podrían presentar a la hora de leer un texto largo en ellos están solucionadas. De todas maneras, el precio de lista de $299 dólares no deja de ser alto. El desarrollo y avance de esta tecnología, junto con la eventual masificación de esta clase de productos forzará que los precios bajen haciendo más accesible la e-lectura. Ahora, manos a la masa y veamos como se ve el famoso lector.

La primera impresión es positiva. Un estuche de cuero con cierre magnético y un peso adecuado pensando en sostenerlo por unas cuantas horas de lectura. Su tamaño además me impresionó, me lo esperaba más grande al no tener referencias (175 x 122 x 8mm).

Una pantalla de 15,5 cm o 6 pulgadas, capaz de reproducir 800 x 600 pixeles. Puede mostrar caracteres de hasta 6 pt. Las letras son increíblemente legibles.

Los controles de manejo son muy simples. Arriba tenemos botón de encendido y ranuras para tarjetas SD de hasta 2Gb y Memory Stick de 8Gb.

Abajo la entrada USB, audífono miniplug (común y corriente), enchufe para electricidad, control de volumen y un pequeño espacio para amarrar una pulsera (¿Escucharon, estimados lanzas internacionales? ¡No es llegar y quitar!) para tenerlo en nuestras manos sin temor a que se caiga, rompa y nos saquemos mala nota en el examen por no haber leído el material de estudio.

En el lector tenemos botones numerados del 1 al 0 al lado derecho, para elegir rápidamente las funciones de menú y dos pequeños botones para avanzar y retroceder las páginas. Dos grandes círculos con acciones situados estratégicamente al alcance de cada pulgar. El izquierdo cuenta con un Zoom, atrás y adelante y un marcador de páginas. A la derecha tenemos un menú direccional con una tecla Enter en el centro y pequeño botón Menu para ir al menú principal.

El lector soporta textos en formato PDF, TXT, RTF y el formato propietario de Sony BBeB Book. Soporta formatos DRM y DRM-Free. Para música soporta MP3 y AAC y para imágenes (en blanco y negro claro) soporta BMP, JPG, PNG y GIF.

Un dato interesante es que la tecnología e-paper solamente consume energía para desplegar el contenido, lo que implica que una vez que los pixeles estan activados, ya no gasta ni un mísero miliwatt mantenerlos de color negro. Esto es porque no hay pixeles “encendidos” en el sentido estricto de la palabra. Sólo al “voltear la página” se consumirá energía nuevamente. Lamentablemente reordenar toda la rejilla de pixeles requiere algo de tiempo (precisamente esto es lo que limita a estos aparatos a imágenes o texto estático y no a animaciones o película). El tiempo que toma en cambiar el contenido de la página es de más o menos un segundo. Nada para morirse, ¿cuanto se demoran ustedes en dar vuelta la página de un libro de papel?.

Como pueden ver, esas son las ventajas que tiene un aparato diseñado para una función específica.

Revisemos algunos pros y compras de adquirir un Sony Reader PRS-505.

Lo bueno:

  • Tamaño y peso muy cómodos.
  • Controles simples.
  • Legible aún con luz solar directa.
  • 200MB de espacio interno.
  • Batería dura 7.500 vueltas de página.
  • Soporte para música.
  • Da la impresión de firmeza por su construcción metálica.

Lo malo:

  • No existe una cultura desarrollada de e-Books en esta región.
  • No tiene backlight por lo que es dificultoso leer con baja luz.

En resumen, lo recomendamos 100% para los que tienen que leer grandes cantidades de texto, quieren optar por leer electrónico en vez de en papel (el brutal, asqueroso y prohibitivo precio que tienen los libros acá en Chile, sobre todo los de algún tema técnico específico es una muy buena razón) y se les dificulta leer en una pantalla o les aburre llevarse el notebook a la cama. Realmente es agradable tener lo que estás leyendo en las manos, y con una experiencia visual muy cercana a lo que es leer texto sobre papel. La experiencia de Sony trabajando en crear esta clase de productos se nota.

Lamentablemente no se encuentra disponible en Chile, así que las opciones son encargarlo a USA o comprarlo a través de Ebay.

Existen un par de alternativas como es el Kindle de Amazon, el que tiene la desventaja de no soportar PDFs, sino que sólo aguanta el formato descargado desde la misma tienda y formato Mobipocket (aunque tiene una utilidad para convertir de manera experimental PDF a AZW, el formato de Amazon). La otra alternativa que está a la par del PRS-505 es el Bookeen Cybook. La gran ventaja de ambos sobre el lector de Sony es el soporte para el formato Mobipocket, el más popular de los formatos de distibución de libros digitales.

Agradecimiento a Ulises C., mi compañero de dpto, por dejarme jugar con el chiche nuevo y hacer este review.

Fuentes:

SonyStyle
Datos Técnicos
E-Paper

Posts relacionados

Review Acer Swift 3 con AMD Ryzen 5 4500U (SF314-42-R12B)

Mario Rübke

80% de las organizaciones en todo el mundo aceleran programas de transformación digital este año

Mario Rübke

Review Monitor ASUS XG49VQ

Mario Rübke