fbpx
Guías Monitores Periféricos

Como Calibrar tu Monitor y no Morir en el Intento

Si bien la gran mayoría de las personas dirían que la calidad gráfica de nuestro PC está determinada por la VGA que tengamos, hay recordar que el monitor juega un rol importantísimo en la interacción con nuestro computador.

Sea LCD o CRT, 16:9 o 3:4, si tu monitor no está bien calibrado, no disfrutarás al máximo sus capacidades, así que a leer, que aun le puedes sacar más provecho a tu monitor.

¿Para que Calibrar?

La calibración puede arreglar defectos visuales y/o colores incorrectos y el principal objetivo de la calibración es lograr que nuestro monitor muestre los colores lo mas fiel posible a la realidad. Generalmente nos damos cuenta de estas irregularidades al comprar la imagen del monitor contra otro o al comprar alguna foto que tengamos en papel y la veamos en el PC.

En general con la calibración obtendremos un rendimiento óptimo y eliminaremos cualquier inclinación hacia un color que posea el monitor, también las sombras y luces quedarán representadas de la mejor manera posible.

Antes de la Calibración

Antes de comenzar el proceso lo recomendable es que limpies la pantalla con limpia-vidrios y un paño suave, después de esto el monitor debe estar encendido por lo menos 20 minutos para que entre en calor y despliegue los colores como es debido. Para poder hacer el proceso de calibración debemos evitar que le llegue luz directa al monitor, lo ideal es que haya poca luz en la pieza, para que no hayan otras fuente lumínicas que interfieran con los colores de la pantalla.

Luego, tenemos que seleccionar en nuestro monitor la opción de color o temperatura, en donde elegiremos 6500K, el cual es el más neutro, ya que 9300K es azulino (frío) y 5000K es muy anaranjado (tibio).

Este menú de selección puede ser diferente en tu monitor, sin embargo casi todos los monitores actuales poseen esta opción.

Hay varias formas de ajustar estos parámetros, sin embargo aquí les mostraré 2 que son bastante eficientes.

– El primero consiste en abrir la imagen que adjunté acá abajo y dejar el contraste y el brillo al máximo en el monitor, después hay que ir bajando el nivel del brillo hasta que se vean las 16 tonalidades que se muestran en la imagen, manteniendo el exterior negro.

Clic en la imagen para verla en tamaño completo

– El segundo método sirve para dejar el monitor con un color negro más cercano al “real”. La técnica consiste en poner el brillo y el contraste al máximo, luego disminuir el ancho de la imagen a todo lo que dé, de esta manera estaremos viendo los límites de barrido de los electrones en el tubo de rayos catódicos. Estos límites se ven claramente ya que son 2 franjas de color gris oscuro al lado de la imagen central. Luego lo que tenemos que hacer es bajar el nivel del brillo hasta que estas franjas se pierdan con el negro de atrás donde no hay electrones:

Al disminuir el ancho de la imagen se ven claramente los bordes grises que muestran donde termina el barrido del tubo.

Luego bajamos el nivel de brillo hasta que las franjas sean del mismo negro que el fondo.

Una vez hecho esto podemos restaurar el ancho original de nuestra pantalla.

Ahora entramos a la parte en la que ajustamos nuestro sistema operativo para que trabaje de la mejor manera con el monitor.

PowerStrip

Con este software (que podemos encontrar AQUI) encontraremos algunas características de nuestro monitor que usaremos más adelante.

Una vez instalado el programa vamos a la parte de información del monitor.

Nos encontraremos con la siguiente ventana, aquí hay que tener ojo de seleccionar abajo a la izquierda que la información sea leída directamente del monitor, luego anotaremos los valores que se nos muestran a la derecha arriba, los cuales corresponden al nivel de gamma de cada color, características únicas del monitor que poseamos, estos los usaremos en la segunda parte de la calibración por software a continuación.

Este software que viene incluido con el famoso Adobe Photoshop (que puedes encontrar AQUÍ) es muy simple pero extremadamente útil a la hora de calibrar el monitor. Al abrirlo nos econtraremos con las siguientes ventanas:

Aqui seleccionaremos el Wizard que trae incluido para comenzar con la calibración.

Es recomendable editar el nombre del perfil para que sepas cual es la versión modificada que haremos.

Esta parte hay que omitirla, ya que más arriba ya las explique como ajustar correctamente el brillo y contraste. Dicho esto, damos clic a “Siguiente”.

En Phosphors elegimos la opción “Custom” y es aquí donde usaremos los datos que obtuvimos en el PowerStrip.

En los pasos que vemos arriba debemos seleccionas el gamma “Windows Default” y luego con la barra de deslizamiento hacer calzar el color gris que vemos con el borde del cuadrado, la cosa es lograr que la parte sólida del cuadrado se difumine con el exterior rayado. Una vez hecho esto con el gris, sacamos el tick de “View single gamma only” y hacemos los mismo con cada color.

Seleccionamos nuestra “temperatura” del monitor, la cual seleccionamos en el hardware en la primera parte de esta guía, o sea, 6500K.

Luego le indicamos al software que no ajuste el valor de temperatura, y que use el mismo que seteamos en el hardware.

Y esta es la parte final del proceso de calibración, aquí pueden ver el antes y el después de lo que cambiamos en el Adobe Gamma. Le damos a Finalizar, junto con esto se guarda el perfil de color y se selecciona como predeterminado automáticamente, también el Adobe Gamma debiese quedar en la carpeta inicio para que parta con Windows, si esto no queda así, basta con crear nosotros mismos un acceso directo y ubicarlo en la carpeta de inicio.

Espero que esta guía les haya sido útil, no se olviden de visitar las otras guías y reviews que tenemos preparados para Uds.

Posts relacionados

ASUS ROG Anuncia Su Monitor Gamer Super-Ultra-Wide HDR Strix XG49VQ

Mario Rübke

ASUS Anuncia su Monitor Profesional Curvo ProArt PA34VC

Mario Rübke

Todo el amor y toda la tecnología con Belkin

Mario Rübke