Review Mousepad Corsair MM1000: Con cargador inductivo Qi

Compártelo!

Junto con la aparición del mouse Dark Core RGB SE Wireless, que revisamos hace poco tiempo, Corsair también presentó un nuevo Mousepad que va de la mano con este. Basado en el Mousepad MM800, se hizo necesaria la inclusión de carga inalámbrica utilizando el protocolo Qi, es por ello que ahora tenemos el Mousepad MM1000, del cual les hablaremos a continuación.

Este es un mousepad orientado al gaming, cuya superficie es bastante suave para el desplazamiento, pero teniendo como particularidad que en un sector de este, se encuentra una zona de carga inalámbrica mediante el protocolo Qi, para que podamos recargar nuestros dispositivos que soportan carga inalámbrica con este protocolo, o bien, nuestro mouse Corsair Dark Core RGB SE.

El empaque es bien simple, y sigue con la línea del mouse Dark Core RGB SE, de hecho en la imágen promocional aparece este conjunto de Mouse y Mousepad.

Al abrir la caja, nos encontramos directamente con el mousepad, en la parte superior se aprecian un par de adaptadores, que mencionaremos a continuación.

Estos adaptadores, permiten proveer de carga inalámbrica a aquellos dispositivos que no la poseen, y se tienen adaptadores para microUSB, USB typeC, así como Lightning (iphone/ipad). De esta forma, podremos cargar nuestros smartphones/tablets en nuestro mousepad, de forma inalámbrica.

Este es el bundle incorporado con el Mousepad: Garantía, Quick Guide, Información de Seguridad, y los adaptadores mencionados.

Este es el Corsair MM1000, un mousepad rígido (plástico), sin iluminación RGB, que posee en una de sus esquinas la zona de carga inalámbrica. El cable USB posee 2 conectores, siendo uno para un puerto USB 3.0 que posee, y el otro para alimentar el cargador inalámbrico Qi. El tamaño de este mousepad es de: 350 mm x 260 mm x 5 mm, bastante estándar.

Un acercamiento a la zona de carga inalámbrica. Solamente en esta zona se puede realizar la carga, y no en todo el mousepad, por lo que hay que tener bien claro, en donde se encuentra el cargador de nuestro dispositivo antes de posicionarlo en dicha zona.

Este led indica cuando se está utilizando la carga inalámbrica, permanece apagado en todo momento, salvo cuando estamos cargando algún dispositivo.

Este es un acercamiento a la superficie del MM1000, se pueden apreciar las micro fisuras/rugosidad que posee, permitiendo que la luz sea reflejada.

La base de nuestro mousepad es de goma con este patrón de huellas, para un mejor agarre y evitar desplazamiento. A decir verdad, funciona bastante bien.

Este es el puerto USB (pass-trough) que viene incorporado, es basado en el estándar USB3.0 y nos otorga un puerto USB mas cercano a la mano.

Experiencia de Uso

Lo primero que quisimos fue probar el mousepad como tal, para ello utilizamos nuestros 2 mouses regalones. Por un lado tenemos el Razer Mamba (2015), y por el otro el nuevo Corsair Dark Core RGB SE.

La experiencia de uso con ambos fue impecable, la superficie se sintió suave y los desplazamientos fueron fluídos en todo momento, aunque a veces la textura de la superficie generaba pequeños movimientos en nuestro mouse, lo cual para algunos podría resultar en algo bien desagradable. Por otra parte, no hubo un marcado desgaste en los patines de cada mouse, con lo cual podemos estar seguros que no tendremos que cambiarlos de forma tan seguida.

La segunda parte que revisamos fue la carga inalámbrica, para ello utilizamos el mouse Corsair Dark Core RGB SE y cuando notamos que era momento de cargarlo, lo situamos en la zona dedicada.

Para cargar el mouse, hay que situar la zona de carga justo sobre el círculo dibujado sobre el mousepad, de lo contrario no existirá carga inductiva, nos podremos percatar de ello, ya que el mouse no indicará que hay carga, y por otro lado, el led del mousepad no se iluminará. Quisimos mostrar eso con un pequeño video.

En este se puede apreciar cuando situamos el mouse justo sobre la zona de carga, como comienza a iluminarse el LED, y que al mover levemente el mouse de la zona, deja de cargar completamente.

Luego fue el turno de nuestro smartphone, en esta caso un Samsung Galaxy S7, que soporta carga inalámbrica mediante Qi.

En este caso, como el cargador inalámbrico ocupa gran parte del reverso, solo bastó con situar nuestro equipo sobre la zona y este comenzó a cargar sin problemas. Nos hubiese gustado que soportara Quck Charge, pero para ser la primera versión, se agradece.

Palabras Finales

El Mousepad MM1000 de Corsair es un excelente producto, para ser la primera versión, considero que está bien realizado. Se comporta de buena manera como un mousepad gamer, y además ofrece ese toque diferenciador que es la carga inalámbrica.

Obviamente tiene sus falencias, como por ejemplo, la superficie es algo resbaladiza lo que para algunos podría ser un problema, y la zona de carga inalámbrica es bien pequeña. Pero ambas cosas podrían ser mejoradas en una segunda versión de este producto. Sobre el tamaño de la zona de carga inalámbrica, ya existen en el mercado algunos mousepads cuya toda su superficie es para la carga (Razer o Logitech), aunque estos por el momento, solo funcionan con sus propios mouse, lo cual es bien restrictivo, y este Corsair es la primera aproximación para algo mas “estándar”.

El precio del Corsair MM1000 es de $79.99USD (Amazon, Corsair.com) algo que no es tan descabellado, teniendo en cuenta que otros mousepads cuestan similar, y no ofrecen carga inalámbrica, ni otro puerto USB3.0.

En resumidas cuentas, a nuestro parecer es un excelente producto, el cual tiene sus puntos a mejorar, pero que no opacan en nada lo que se esta ofreciendo. Por lo que nos parece pertinente darle nuestra recomendación.

Review Gabinete Sharkoon TG5
AMD te regala 3 juegos por la compra de tu tarjeta Radeon